25 de junio de 2010

Días Felices

Permanecer en silencio mientras cada latido acelera, mientras se desvanece mi vos, y una lagrima que no sabes de donde sacar. Palabras que ya no se van a pronunciar, oír el eco dulce de tu vos y en la noche melodías que acompañan el ritmo de mi respiración.


Imagen extraida desde http://www.porliniers.com